jueves, 5 de septiembre de 2013

Dulce verano


Sí, me declaro culpable. He estado desaparecida del blog muchos días pero ahhhhhh vosotros y vosotras ¿dónde habéis estado? ¿En la playa? ¿En el campo? ¿En el pueblo? ¿En casa cambiando de aires y de rutina? seguro que no me habréis echado mucho en falta.

Por ello he esperado un poquillo a que volviérais un poco a la rutina y a los horarios para enseñaros lo que yo he estado haciendo este par de meses en los que he estado desaparecida.

Así que espero os sea de interés éste mi dulce verano, pero más deseo que hayáis aprovechado de mil maneras distintas estas fechas de parón escolar y laboral, que vengáis con las pilas bien recargaditas y que os olvidéis de la operación bikini por un momento jajajaja al menos hasta que venga la operación turrón. 

Primero os presentaré las tartas de Héctor, Anna y Mar

La tarta de Héctor, uno de mis niños consentidos
y aquí el barco pirata antes de zarpar de casa



















El "Mic". ¿A que es una monada?

El protagonista de la tarta de Anna y Mar


Después tuvimos el cumpleaños de mi cuñado y mi sobrina. Hice una tarta estilo "Tres Leches", rellena de crema pastelera y me estrené con el merengue italiano. Una tarta fresquita muy buena.









Y, el gran evento del año: El 50º aniversario de boda de mis suegros.

Estuve haciendo flores de azúcar y, como soy principiante en ello, comencé a hacerlas con anticipación. Pudimos conseguir rosas en los mismos tonos para adornar el sitio y para regalarle un ramo de flores a la novia así que creo que todo en conjunto quedó bonito. La tarta la encontraréis al inicio de esta entrada.





Y, como detalle final, hice unas sencillas galletas decoradas con su foto de boda, que también utilizamos para las invitaciones que hicimos y que simulaban la portada de un cd de "grandes éxitos". ¡Quedó muy divertida! Además he de deciros que era una fiesta sorpresa así que nos lo pasamos genial entre los preparativos y el magno evento.

Por último os presento la tarta de los dos pequeños de la familia. Hice un bizcocho al que he bautizado como "velvet chocolat" cuya receta podréis encontrar aquí y relleno de ganache de chocolate blanco. La cubrí con buttercream de vainilla con mascarpone en dos colores: verde agua y violeta. ¡Quedó deliciosa!

 

La parte "saladita" del verano la han puesto estos deliciosos pretzels:

¡pretzels ahhh vaya vicio!




¡Me encantan los pretzels! (y la cerveza, su perfecta compañera, jijiji) y desde hace tiempo que tenía ganas de saber cómo se hacían y gracias a Alexia y a su maravillosa sugerencia he podido hacer la prueba con muy buenos resultados. Os recomiendo que os paséis por su blog ¡tiene unas recetas estupendas, tanto dulces como saladas!. La de mis pretzels está basada en la que ella nos compartió en el facebook y que os repito aquí.

Éste ha sido mi verano, junto con dos escapadillas, una a Logroño y otra a Nuremberg. Espero que os haya gustado mi resumen y que me compartáis un trocito del vuestro.


 




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada